El deporte siempre se ha caracterizado por sus beneficios físicos. Sin embargo, en los últimos años, muchas investigaciones han concluído que también existen enormes beneficios psicologicos del deporte que no debemos pasar por alto:

El deporte mejora la concentración

La actividad física regular ayuda a mantener las principales habilidades mentales a medida que se envejece. Esto incluye el razocinio, el aprendizaje y uso del buen juicio.

Se ha demostrado que es especialmente útil realizar una combinación de actividades aeróbicas y de fortalecimiento muscular, consiguiendo enormes beneficios psicologicos si se hace de 3 a 5 veces por semana en sesiones de al menos 30 minutos.

El estrés y la depresión se reducen haciendo deporte

Cuando estás físicamente activo, la mente se distrae del estrés diario. Esto puede ayudar a evitar llenarse con pensamientos negativos.

El ejercicio reduce los niveles de hormonas del estrés en el cuerpo y al mismo tiempo, estimula la producción de endorfinas. 

Las endorfinas son estimulantes naturales del estado de ánimo que pueden ayudar a mantener a raya el estrés y la depresión. Aunque parezca difícil de creer si nunca has hecho deporte, hacen que te sientas más relajado y optimista después de un duro entrenamiento.

Hacer deporte mejora el estado de animo

¿Quieres una explosión de felicidad y relajación? Apúntate a una actividad física. Tanto si quieres empezar a hacer un deporte nuevo, como si estás pensando en apuntarte al gimnasio, la actividad física desencadena sustancias químicas cerebrales que nos hacen sentir más felices y relajados.

Hacer deporte mejora los hábitos de sueño

Cualquier actividad física o deporte mejora la calidad del sueño, y ya sabes lo importante que es descansar bien.

¿Cómo consigue el ejercicio mejorar el descanso? Muy sencillo: lo hace ayudándonos a conciliar el sueño más rápido y profundo.

Dormir mejor puede mejorar la perspectiva mental al día siguiente, así como mejorar el estado de ánimo.

⚠ Únicamente ten cuidado de practicar deportes demasiado tarde. Si haces ejercicio de noche poco antes de acostarte, podrías quedarte sin la energía necesaria para dormir.

La confianza en uno mismo aumenta en las personas que hacen deporte

¿Este beneficio psicológico del deporte mola mucho, verdad? Pocas cosas mejores que una persona que va por la vida con actitud y rebosando confianza en si mismo. 

Pues bien, hacer deporte puede ayudar a aumentar la confianza y mejorar el autoestima. A medida que la fuerza, las habilidades y la resistencia física aumentan, mejora la imagen y el aspecto de uno mismo.

Adeás, el deporte proporciona una sensación de dominio y control que a menudo conduce a un sentimiento de orgullo y confianza en sí mismo.

Con la fuerza y la energía renovadas y a tope, es más probable tener éxito tanto en el deporte como en la vida personal.

El deporte aumenta los rasgos de liderazgo

Los deportes de equipo como el fútbol, ​​el béisbol y el baloncesto son caldo de cultivo para los rasgos de liderazgo.

Numerosos estudios realizados en institutos revelan una correlación entre la participación deportiva y las cualidades de liderazgo. 

Debido a la oportunidad de entrenar, persistir, ganar o perder juntos, las personas que practican deportes están naturalmente más inclinadas a adoptar una “mentalidad de equipo” en cualquier escenario de la vida, tanto en el ámbito profesional como en el personal. La mentalidad de equipo conduce a fuertes cualidades de liderazgo.

Conclusión: hacer deporte tiene unos beneficios psicolólgicos tremendos, sin lugar a dudas a la altura de los físicos. Si te has quedado con ganas de más, actualmente existen muchos psicólogos deportivos y numerosas páginas web especializadas en psicología deportiva.

Share This